Compromiso social

Para Schmalz, la aceptación de responsabilidad social es una parte de la estrategia de la empresa tan importante como la consecución de objetivos económicos o la conciencia medioambiental con los recursos naturales. Además de la comunidad local, nuestros propios empleados son los grandes beneficiarios del compromiso social de la empresa.

Empleados

El fuerte crecimiento de Schmalz se aprecia no sólo en el incremento de las cifras de negocio, sino también en el continuo aumento del número de empleados. La mayor parte de ellos se ha formado en nuestra propia empresa. Con una cuota de formación del 14 % de la totalidad del personal en la sede central de Glatten, Schmalz dobla con creces la media en el sector de la construcción de máquinas. Para que no nos falte personal en el futuro, intentamos despertar pronto el interés de niños y jóvenes por la técnica. Por ello, Schmalz coopera con un gran número de escuelas y jardines de infancia de la región de Freudenstadt.
Para posibilitar la incorporación a la vida laboral también de los jóvenes con necesidades educativas especiales, Schmalz lanzó en 2006 junto con otras empresas una iniciativa de formación. Esta iniciativa permite a los jóvenes con necesidades educativas especiales aprender el oficio de mecánico de precisión.
Sin embargo, la formación es sólo una de las excelentes medidas de Schmalz. Schmalz apoya de forma integral a sus empleados con una extensa cartera de prestaciones de empleador. La empresa agrupa estas prestaciones bajo "LIFE+ - Colaborar y beneficiarse". En los cuatro campos vitales "Finanzas y seguridad", "Perspectivas y formación", "Salud y bienestar" y "Familia y tiempo libre", Schmalz ofrece a sus empleados un gran número de prestaciones que van mucho más allá de la vida laboral propiamente dicha. Entre ellas se encuentran, p, ej., el cuidado de niños pequeños, oferta de masajes, un modelo de plan de pensiones o itinerarios alternativos para hacer carrera.

Sociedad

Schmalz acepta también su responsabilidad frente a la sociedad y la comunidad local. Para ello, la empresa intenta integrar a sus empleados en actividades sociales e incitarlos a participar activamente incluso en su entorno privado.
En una acción de donación en la empresa, un gran número de empleados se inscribió en el Registro alemán de donantes de médula".
Los aprendices de Schmalz trabajan regularmente sin ánimo de lucro para la comunidad.
Y, por supuesto, Schmalz apoya también financieramente asociaciones locales e instituciones públicas