Sujeción precisa para un corte limpio

En la fabricación de muebles, cada milímetro es importante: para ahorrar materias primas costosas, es imprescindible una disposición óptima de las piezas en diferentes geometrías. Schmalz ofrece para ello una solución de vacío flexible que se fija de forma segura incluso en superficies lisas y garantiza tiempos cortos de equipamiento.

Las ventosas de bloque VCBL-G K1 se pueden colocar directamente en la placa de desgaste de la máquina.
Utilizando la Adapter-Plate AP-G, las ventosas de bloque VCBL-B también se pueden emplear en máquinas de nesting.

El procedimiento Nesting es un método habitual para cubrir los requisitos de ahorro de material. Este procedimiento (Nesting = anidamiento) permite anidar elementos individuales de tal manera que los desperdicios de corte se reduzcan al mínimo. Después, se fija una placa de desgaste en la mesa con cuadrícula de la máquina CNC, sobre la que se colocan las materias primas. El vacío es tan fuerte que hasta las piezas de fresado más pequeñas se mantienen seguras en su posición gracias a la placa de desgaste. El mecanizado horizontal como, por ejemplo, el taladrado no es posible con el Nesting. El sistema de fijación de Schmalz resuelve este problema.

Estructura plana

Las ventosas de bloque de la serie VCBL-G son especialmente adecuadas para su uso directamente sobre la placa de desgaste MDF de máquinas de nesting. De esta forma el usuario tiene que realizar menos procesos de equipamiento de la máquina y se reducen los períodos de inactividad prolongados. Las ventosas se conectan directamente al sistema de vacío de la máquina CNC por medio de tubos flexibles para recibir así la depresión necesaria. Cuando el usuario coloca la pieza, una válvula palpadora con una superficie blanda activa la ventosa de bloque, protegiendo de este modo la superficie de la pieza. Además, las ventosas que no se necesitan pueden permanecer en la mesa de la máquina. El forro de fricción en la cara inferior de la ventosa asegura una gran fuerza de sujeción incluso en superficies lisas. Schmalz ha diseñado la conexión de la placa de ventosa con el robusto cuerpo base de plástico de tal manera que la placa de ventosa se pueda reemplazar fácilmente en caso de desgaste. Otra de las ventajas de la serie de ventosas de bloque es su reducida altura de trabajo de 30 milímetros. Esto hace que la solución VCBL sea ideal para centros de mecanizado de 3 ejes con alturas z reducidas.

Sistema modular flexible

Para los usuarios que prefieren utilizar las ventosas de bloque VCBL-B en lugar de las ventosas VCBL-G, Schmalz ha desarrollado la Adapter-Plate AP-G. Esta también obtiene el vacío directamente del sistema de la máquina de nesting a través de un tubo flexible. El alojamiento de ventosas está provisto de una cuadrícula: de este modo, las ventosas de bloque se pueden usar en cualquier dirección en pasos de 15° en la Adapter-Plate para orientar la superficie de ventosa hacia donde se quiera. El principio modular –las ventosas de bloque están disponibles en tres alturas diferentes y cuatro superficies de ventosa distintas– aumenta la flexibilidad y reduce el tiempo de equipamiento. Gracias a las alturas de trabajo variables, los usuarios también pueden utilizar el sistema Schmalz para el mecanizado de 5 ejes.

Descarga

Texto y imágenes